LAS CÁMARAS DIGITALES

La óptica de las cámaras digitales funciona igual que la de una cámara clásica: la química. Es un sistema de lentes equivalentes a las de la cámara convencional. por lo que los conceptos de distancia focal, de profundidad de campo, aberraciones y demás parámetros son iguales.

Una buena óptica (lentes) producirá menos aberraciones y dará buenas imágenes.

Ver animación de la cámara digital
Al igual que las cámaras clásicas disponen de un obturador con distintas aberturas de diafragma. Tienen un visor normal y uno LCD y registran la película por medio de un CCD y una tarjeta de memoria.

En este enlace puedes ver las ventajas e inconvenientes de las cámaras digitales frente a las de película y revelado químico.

Suelen tener zoom, es decir objetivos de distancia focal variable que, en algunas cámaras, tienen hasta 10 aumentos.

Si en el objetivo se lee: 8-24 mm quiere decir que la distancia focal pasa de 8 a 24 mm lo que supone un zoom de 3 aumentos (3x). A la derecha se especifica la abertura máxima para cada distancia focal 1: 2,8 para la distancia focal de 8 mm y 1: 4,9 (menos abertura ) para la de 24 mm.

Las lentes del futuro

Mientras utilizas el zoom en la posición A, "automática", en el visor LCD vas viendo que, según el enfoque, la cámara selecciona el "número f " y la abertura de diafragma. Al mismo tiempo ves como al aumentar la distancia focal (teleobjetivo), manejando el botón del zoom, los objetos se ven más grandes en el visor. Con una distancia focal menor se abarca más escena, pero los objetos se ven más pequeños.

Para captar la imagen estas cámaras emplean, en lugar de película, un sensor electrónico un CCD- Charged Coupled Device- (una placa formada por un número de puntos microscópicos sensibles a la luz, según su resolución), que transforma la imagen que porta la luz que incide sobre él en puntos elementales de información (pixels). Cada pixel en realidad es un número en base dos, por ejemplo 10101101.

El número de pixels o unidades en que se descomponga toda la imagen analógica del objeto da la calidad y la resolución de la foto que se puede registrar con ella.

El CCD de los aparatos de vídeo digitales de aficionado registran un máximo de 800.000 píxels (menos de 1 Megapixel), pero las cámaras fotográficas de aficionado registran actualmente hasta 5 Megas. La tendencia es que seguirán aumentando.

Un Megapixel es exactamente igual a 1.048.576 puntos, pero su valor se redondeó a un millón en el lenguaje normal. Con esos puntos se formara la imagen que si la ampliamos se verá que está formada por distintos punto de color e intensidad diferente.

Cada punto con los que se forma la imagen (píxel) lleva asociado 3 bytes ( 8 bits son un byte: 11001101, por ejemplo) en ellos se almacena la información.

Se utiliza un byte para cada color Red, Gren , Blue(uno para el rojo, otro para el verde y otro para el azul). De la combinación RGB se obtiene la tonalidad del color.

La información recogida en 1 Megapixel de un CCD requiere por lo tanto 3 Mb (1x3), de la tarjeta de memoria para almacenarse. En realidad utilizan menos porque se utilizan técnicas de compresión, como se explica más abajo, aunque con ellas se pierden algo de calidad.

Puedes comprobar el significado de la resolución variando la resolución del monitor que estás utilizando. Esta pantalla en la que estás leyendo tiene una resolución en píxels que puedes mirar en: Inicio/configuración/Panel de control/pantalla/configuración.

Puede ser que tengas seleccionada la de 800x600. Una pantalla de 800x600 (son puntos horizontales y verticales de la pantalla, en total 480.000 pixels) te mostrará los iconos más grandes y menos perfilados. Si cambias a una de 1024x768 (786.432 pixels, contiene casi 0,8 Megapixels) verás los iconos más pequeños y todo con más resolución. Si nunca variaste la resolución del monitor, prueba a hacerlo ahora.

La máxima calidad de resolución del CCD se da en pixels. Una buenísima resolución hoy en día es de unos 5 megapixels (5 millones de pixels). Una alta resolución encarece el precio de la cámara. Tener una foto descompuesta en tantos puntos de información permite ampliar el tamaño de la foto al reproducirla sobre una pantalla o sobre papel pero esa foto ocupa mucha memoria.

Las fotos comprimidas en gif o jpg ocupan muy poca memoria.

Calidad de foto igual a gran número de pixels e igual a necesidad de mucha memoria.

En una cámara de 4 megapixels la máxima resolución de sus fotos es de 2.272x1704 (3.871.488) en formato TIFF. Es una resolución HI (alta) y una sola foto ocupa toda la tarjeta de memoria de 16 MB (16 millones de bytes). Con una tarjeta de memoria de 16 Mb sólo podemos tomar una foto de esta resolución y ocuparía más de una pantalla de tu monitor en la resolución más alta. Si haces una copia sobre papel lo más adecuado sería utilizar papel de 18x15 cm. Si quieres una ampliación mayor obtendrás mala calidad, aparecerán como pequeños cuadros en los bordes de las líneas de los perfiles (se ven discontinuidades en la imagen).

Si lo que quieres es ver fotos en el ordenador y que ocupen sólo una parte de la pantalla, una resolución de 640x480 es suficiente. Este tamaño también es adecuado para distribuirla por correo electrónico. En esta resolución, cada foto cubre 0,3 Megapixels y ocupa 0,9 Mb de memoria sin comprimir.

Las imágenes tomadas por la cámara se comprimen al grabarse en la tarjeta de memoria. Por ejemplo una cámara Nikon de 4 megapixels tiene posibilidad de grabar con compresión: Fine (reduce a 1/4), Normal (reduce a 1/8) y Básica (reduce a 1/16). En esta resolución cada foto ocupa 0,9Mb/16

Una tarjeta de 16 MB, en calidad básica y resolución 640x480 (calidad suficiente para fotos en la red) puede almacenar 229 fotos pero sólo almacenaría una foto en resolución 2272x1704 y calidad HI ya que 2272x1704 = 4 Megapixels y por cada pixel requiere 3 bytes para el color, total 12 Mb.

Para tener fotos en papel con un tamaño de 30x25 cm se necesita una resolución de 10 Megapixels (sólo cámaras profesionales) y guardarla sin compresión, por lo que una sola imagen ocupará 30 Mb.

La calidad de la impresión la da el número de puntos por unidad de superficie que la impresora es capaz de dibujar. Una impresora normal registra 300 PPP (puntos por pulgada) equivalentes a 300 DPI (Dots per inch). En una superficie de 15x10 cm (6x4 pulgadas) que es un tamaño normal de las copias fotográficas normales, podra esa impresora grabar 1.800x1.200 pixels (unos 2 Mb). Esta es la resolución que debe tener la imagen que se imprime para dar buena calidad. Sin embargo puedes hacer copias en tu impresora a partir de archivos de foto con mucha menor resolución y parecerán aceptables.

El encuadre a fotografiar en las cámaras digitales se ve en una pantalla LCD (Liquid Cristal Display) que llevan en la parte posterior y también se ve por el visor clásico de las cámaras. Es una tecnología que permite iluminar cada punto de la pantalla según la intensidad de corriente que recibe. Mediante esto hacemos el encuadre para tomar la fotografía.

.

En las pantallas LCD el encuadre se ve mal cuando las ilumina el sol situado detrás de la cámara. En este caso es mejor mirar por el visor para enfocar.

En las pantallas LCD se ven, al mismo tiempo que el encuadre enfocado, los valores de la abertura, velocidad de obturación y demás parámetros elegidos para cada disparo.

Las pantallas LCD son las que se emplean actualmente en múltiples aparatos electrónicos. Sus características las da el tamaño y el número de pixels en que se visualiza la imagen. Este valor no influye en la calidad de la foto, sólo en lo que te muestra de ella cuando miras por ese visor.

Las cámaras digitales necesitan pilas o baterías y no pueden funcionar sin corriente.

Quizá el mayor inconveniente de las cámaras digitales es que tardan bastante entre un disparo y el siguiente porque tienen que comprimir la toma y registrarla en la tarjeta de memoria. Algunas tienen modalidades de disparo continuo (varias fotos seguidas) e incluso registran una corta película de la que puedes extraer fotogramas en tu ordenador.

Las tarjetas de memoria de distintos tipos y precios son compatibles para grupos de marcas e incompatibles con otras. La marca Compact Flash es la que usa Nikon y otras marcas.

Para saber más del tema pulsa aquí.